Descarboxilar cannabis para potenciar la hierba: así es como funciona.

¿Cómo funciona la descarboxilación del cannabis?

Qué es la descarboxilación y por qué es tan importante este proceso.

La descarboxilación del cannabis, a juzgar por el nombre, parece una operación compleja y desconocida, pero en realidad no lo es en absoluto.

Cualquiera que haya tenido que lidiar con la marihuana casi seguro que la ha puesto en acción, sin saber que se llamaba así.

Entonces, ¿qué se entiende por descarboxilación? ¿Por qué es importante?

En este artículo explicaré qué es y por qué es fundamental que se implemente.

¿Qué se entiende por descarboxilación de la hierba?

¿Qué se entiende por descarboxilación?

En resumen, descarboxilar el cannabis significa someterlo a altas temperaturas durante un tiempo determinado. Pero ¿con qué propósito?

Mediante este proceso, los cannabinoides que contiene la marihuana en forma ácida, como el THCA y el CBDA, se transforman en los conocidos THC y CBD. Además, durante esta transformación se activan los aspectos psicotrópicos y terapéuticos de la misma.

Para completar este mecanismo, sin correr el riesgo de comprometer las propiedades de los cogollos, es fundamental que la temperatura no supere los 110° y que la exposición al calor no se prolongue más allá de los treinta, máximo cuarenta minutos.

Prestar atención a estos aspectos es, de hecho, esencial si no quieres correr el riesgo de arruinar irreparablemente tus inflorescencias y, en consecuencia, tener que tirarlas. De esta forma, de hecho, activarás sus principios activos, sin dañar los terpenos, responsables del característico aroma de la marihuana.

Puede que no lo sepas pero tanto los terpenos como los cannabinoides comienzan a deteriorarse a temperaturas iguales o superiores a los 150°C.

A continuación, ilustraré las principales técnicas para implementar la descarboxilación de manera efectiva, pero primero quiero explicarte por qué y en qué circunstancias este proceso resulta ser un paso preventivo fundamental.

Lee también: ¿Fumar cannabis te hace perder peso? Todo lo que necesitas saber sobre cannabis y metabolismo.

Descarboxilación del cannabis: ¿por qué es esencial?

Si eres fanático de la marihuana desde hace tiempo, probablemente ya sepas que la descarboxilación no siempre es necesaria. De hecho, cuando se fuma o vaporiza cannabis, este mecanismo se activa durante la combustión.

¿En qué casos, por tanto, es importante actuar con antelación, para no desperdiciar el potencial de los cogollos?

En países donde esto está permitido por ley, la marihuana se usa a menudo en la preparación de varios comestibles que no podrán tener ningún efecto a menos que hayan sido elaborados con cannabis descarboxilado. Esta es, de hecho, la única manera de estar seguro de poder disfrutar de los efectos beneficiosos y recreativos de los famosos muffins o brownies.

Productos comestibles con cannabis descarboxilado

Pero, ¿cómo se procede realmente a descarboxilar la marihuana y así activar sus propiedades?

Veamos las principales formas de hacerlo correctamente.

¿Cuáles son las principales formas de descarboxilar con éxito el cannabis?

En primer lugar, las partes de la marihuana que necesitarás usar para este proceso son: ¿adivina qué? – las inflorescencias. Una vez que las hayas recuperado lo suficiente, puedes comenzar.

Las modalidades que puedes elegir son diferentes y a continuación te cuento las más populares.

El método más popular, seguramente por la practicidad de ejecución, es el del horno. Quienes preparan productos comestibles con infusión de marihuana utilizan esta técnica con mucha frecuencia, implementando los siguientes pasos:

  • picar los cogollos, obteniendo un polvo homogéneo;
  • forrar una sartén con una hoja de papel pergamino;
  • colocar el polvo en la sartén y distribuirlo lo más uniformemente posible;
  • precalentar el horno a 110 °C;
  • cocinar el polvo durante unos treinta minutos, revolviéndolo a la mitad de la cocción.

Quienes sean prácticos en la realización de esta actividad, recomiendan no perder de vista el cannabis durante la cocción y seguir al pie de la letra las indicaciones en cuanto a la temperatura y duración de la cocción. Parece, de hecho, que es muy fácil echar a perder el cannabis y, por lo tanto, tener que tirarlo. ¡Y nadie querría usar el horno para este propósito!

Este método, como te decía, es el más utilizado, pero seguro que no es el único.

De hecho, los expertos en descarboxilación también indican el método de envasado al vacío que parece ser el que garantiza el menor riesgo de exceso de cocción.

Veamos por qué.

Este método consiste, a nivel práctico, en una especie de cocción al baño maría, mediante el uso de una bolsa especial utilizada con éxito también para la cocción al vacío.

La ausencia del riesgo de quemarlo todo consiste precisamente en la incapacidad del agua para superar los 100° de temperatura.

A continuación, las diferentes fases de esta técnica:

  • moler los cogollos y sellar el polvo obtenido dentro de una bolsa especial;
  • llenar una olla de agua y llevarla a ebullición;
  • una vez que llegue a ebullición, bajar el fuego;
  • sumergir la bolsa en agua caliente y dejarla hervir durante aproximadamente una hora.

Este método, sin duda, es más exigente en términos de tiempo, pero parece garantizar el éxito del proceso.

Finalmente, veamos el método natural de descarboxilación de la marihuana.

De hecho, con el paso de los días, el cannabis es capaz de poner en marcha el mecanismo de forma natural y automática.

Los tiempos, sin embargo, son considerablemente mayores en comparación con los de los métodos descritos anteriormente. Las inflorescencias, en efecto, en contacto con los agentes atmosféricos, son perfectamente capaces de autodescarboxilarse, pero -como podéis imaginar- los tiempos, además de ser muy largos, son imposibles de predecir.

Ahora finalmente sabes qué es la descarboxilación y por qué es tan importante que suceda.

Lee también: Aceite de CBD: cómo podemos entender qué porcentaje elegir.

En resumen, ¿para qué sirve descarboxilar el cannabis?

Antes de leer este artículo, quizás no sabías que la descarboxilación de la marihuana es un proceso fundamental para el desarrollo de sus principios activos.

De hecho, para poder beneficiarse de él sin iniciar la combustión, es necesario proceder a esta operación de forma preventiva. No hacer esto antes de agregarlo como ingrediente en productos de cannabis comestibles populares, por ejemplo, significa obtener un producto final totalmente desprovisto de los efectos típicos de la marihuana.

Si quieres saber más sobre el mundo del cannabis CBD, te sugiero que eches un vistazo al portal Justbob, líder en la venta de cannabis de colección.